TRATAMIENTOS CASEROS PARA LAS ARRUGAS

Existen muchos medios por los cuales podemos cuidar nuestra piel de forma adecuada, haciendo simple uso de herramientas y materiales para mejorar nuestra apariencia. Los tratamientos para las arrugas han estado presentes en muchas presentaciones, en cremas, pastillas, bebidas, etc. Y es importante saber de qué forma podemos crear nuestros propios tratamientos caseros sin realizar gastos innecesarios y esencias o productos de farmacias, por lo que a continuación, conoceremos algunos ejemplos de ello.

Los mejores tratamientos caseros

Los tratamientos para las arrugas caseros son una alternativa para aquellas personas cuyo presupuesto se encuentra por debajo de los precios de productos artificiales que existen en el mercado. Se trata básicamente del uso de materiales naturales que se encuentran a nuestro alcance y a un precio accesible, lo cual nos trae muchos beneficios para el cuidado y rejuvenecimiento de la piel. Algunos de estos tratamientos son los siguientes:

Aceite de oliva: El aceite de oliva es un gran producto para realizar masajes en la piel actuando ademas como uno de los mejores tratamientos para las arrugas. Es sabido que el aceite de oliva es una gran  fuente de antioxidantes, como las vitaminas A y E, que ademas combaten los radicales libres que dañan la piel. El masaje regular con aceite de oliva en la zona de la piel afectada hidratará, reparará e incluso regenerará las células de la piel. A medida que el aceite va penetrando profundamente en la piel va proporcionando una protección duradera y la mantiene hidratada.

Otra buena opción es mezclar unas gotas de miel, unas gotas de aceite de oliva y glicerina, a continuación masajea la mezcla en la piel dos veces al día. Esto eliminará las células muertas y ayudará a tensar la piel caída.Mas opciones igual de buenas pueden ser, masajear tu piel con aceite de coco, aceite de emú, aceite de vitamina E o aceite de almendras para prevenir y reducir las arrugas.

Remedio sorprendente para eliminar las arrugas de manera natural

Aloe vera: La planta de aloe vera contiene ácido málico que ayuda a reducir las arrugas, recuperando así la elasticidad de la piel y convirtiéndolo en uno de los tratamientos para las arrugas más utilizados. Simplemente corta una hoja de aloe vera de la planta y extraiga su gel. Distribuye  el gel del aloe vera sobre la piel de manera uniforme y déjalo actuar de 15 a 20 minutos. Lávalo con agua tibia. Otra opción que os podemos dar es mezclar bien 1 cucharadita de gel de aloe vera con el contenido de una cápsula de vitamina E. Aplica la mezcla en las áreas donde se están formando ligeras arrugas y  hay que dejarlo reposar media hora y por ultimo lava con agua tibia.

Plátano: Los plátanos son ricos en vitaminas, minerales y antioxidantes que combaten las causas de las arrugas y líneas finas. El uso de este remedio dos veces por semana rejuvenecerá la piel y tratará las arrugas de una manera natural. Para ello tritura dos plátanos maduros dejándolos en una pasta espesa y aplica la pasta sobre las zonas donde veas arruga. A continuación déjalo actuar por lo menos media hora y luego lávalo con agua tibia. Por ultimo usa una crema hidratante para que sea más efectivo.

Alternativamente, puedes usar una mezcla de un puré de plátano y aguacate como tratamiento para las arrugas, junto con un poco de miel. Póntelo sobre la piel, y mantenlo durante 20 minutos, luego lávatelo.