¿SABÍAS QUE TU PASTA DE DIENTES TIENE ANTICONGELANTE?

Tenemos que entender que un anticongelante es un producto impide a otra que se congele como lo haría en circunstancias normales.

Por ejemplo, si echas sal al agua causa en esta que no se congele a los 0°C como es habitual, sino a los -2°C.

La pasta dental común que consumimos todos los días suele tener muchas sustancias tóxicas para nuestro organismo, por lo que tanto cuando nos lavamos los dientes las absorbemos.

 

¿Por qué no debes tragarte nunca la pasta de dientes?

Puede haber muchos elementos negativos en el dentífrico por lo que te dejo algunos componentes tóxicos que se pueden encontrar en la pasta de dientes.

 

El Etilenglicol y Propilenglicol son sustancias utilizadas como anticongelantes, pero en cantidades de mayor magnitud y con un número mayor de impurezas. A Final de cuentas, se utiliza por las propiedades evitar que la pasta de dientes se congele a punto relativamente bajos, y pueda tener esa consistencia semisólida.

 El Etilenglicol es un aceite mineral de tipo industrial, incoloro, transparente, y ligeramente espeso como el almíbar, de sabor dulce. Se consigue al hidratar el óxido de etileno (epóxido cancerígeno).

 También se usa para elaborar productos como el anticongelante para coches, las pinturas y otro tipo de sustancias.

Se mezcla con la pasta dental, tiene el objetivo de prevenir que se reseque. El glicol es tóxico y produce disfunción renal, irritación de los ojos, pulmones y piel. ¿Te cepillarías los dientes con anticongelante?

Dentífrico: ¿cómo escoger el mejor dentífrico? | Cocooncenter®

El floruro es malo al ingerirlo ya que puede provocar problemas endocrinos. Se usa mucho con la finalidad de dar fuerza al diente; ha sido demostrado empleada en estos no es suficiente para proteger el diente. Este debe preocuparnos por la toxicidad crónica que el flúor puede producirnos, es decir, la acumulación de fluoruros, causado a la exposición prolongada, en los órganos y tejidos de nuestro organismo.

El triclosán es un potente químico usado como conservante que nos protege de infecciones bacterianas,  pero  por otra parte puede resultar dañino para nuestra salud y el medio ambiente.

Algunas marcas de dentífricos usan esta sustancia para prevenir la gingivitis porque es fungicida.

Este químico se acumula hasta superar con creces los niveles recomendados. Su estacionamiento en las cerdas cepillos de dientes puede llegar a multiplicar por 7 y hasta por 12,5 veces la dosis común  a la que nos exponemos con el uso diario de un dentífrico con esta componente. La exposición al triclosán continua a las dos semanas de haber cambiado a un dentífrico sin esta sustancia. 

Los riesgos de la pasta dental que usa este componente son que puede crear inmunidad a los antibióticos,alterar la tiroides, los estrógenos y podría estar relacionada con algunos tipos de cánceres; incluso, deformidades en los no nacidos.

El lauril sulfato de sodio (SLS) es muy común encontrarlo en los geles de baño, champús y dentífricos. Es una sustancia química que que ayuda a espesar la pasta de dientes y hace que la pasta haga espuma y al deshacerse en la lengua, hace que todo lo que comemos después, nos sepa diferente.

Está clasificado como insecticida, por lo que contribuye a la contaminación y toxicidad en la vida marina, insectos, crustáceos, etc. al llegar a los mares.

 Se dice el SLS puede contribuir al riesgo de cáncer, problemas dentales, úlceras e irritación de la piel.

Otros tóxicos contenidos en la pasta dental pueden ser los endulzantes artificiales,  y dietanolamina.