QUE TIENES QUE CONOCER DE LOS CENOTES

Confundidos normalmente con ríos subterráneos o lagos. Los cenotes están llenos de magia y misterios, son las hermosas joyas que esconde la Península de Yucatán. Nadar en ellos es una gran aventura ya que se encuentran escondidos en la selva.

 

Son pozos excavados por la naturaleza de agua cristalina y con gran profundidad. Se edifican con la filtración las aguas procedente de la lluvia y a través de las corrientes de los ríos nacidos del corazón de la tierra. Se han convertido en una atracción turística por la belleza natural y esencia espiritual de emanan. Al nadar en un cenote sientes tanta frescura… La temperatura máxima de sus aguas es de 24°C

Deben su nombre a los mayas, que los bautizaron Dz’onot, que significa caverna con agua. Éste derivó a su nombre actual, cenotes.

Su formación está datada en la edad de hielo hace millones de años.

 La Península de Yucatán estaba bajo el mar, cuando el nivel de éste descendió dejo el fondo expuesto y lleno de coral que se convertiría en piedra caliza. Este terreno se convirtió en un suelo fértil, haciendo crecer una frondosa vegetación y dando paso a la selva tropical.

El agua de la lluvia se fusionó con el dióxido de carbono procedente de la atmósfera y erosionó la piedra caliza, formando los pozos.

Transcurrido el tiempo, se formaron los pasajes y túneles subterráneos, creando un oasis maya de cavernas, cenotes y ríos subterráneos.

 La clasificación de los cenotes están relacionada directamente con su edad.

Los maduros son los que podrás ver abiertos completamente y los más jóvenes son los que todavía tienen su cúpula intacta.

Qué Son Los Cenotes?

Puedes encontrar los cenotes de caverna que son los mas jóvenes  respecto a su formación y a su vez los más misteriosos. El espejo de sus aguas aún se encierra en el interior de una caverna, sin apenas contacto con el ambiente exterior. Eran los elegían como escenario por la civilización maya para algunas de sus ceremonias.

El color del agua variar entre el verde esmeralda a los azules intensos, que solo deslumbrar cuando la luz del sol entra a través de las hendiduras u orificios en el techo de su bóveda.

Los Cenotes Semiabiertos son de mediana edad, ya que no están totalmente expuestos al cielo, pero si tienen una parte a la intemperie.

 Éstos pueden estar unidos a otros y pueden ser tan cristalinos que puedes contemplar su flora y fauna bajo el agua.

 Los Cenotes Antiguos, que ya tienen muchos millones de años. Su techo ya no existe, son como lagunas ya que no tienen formaciones rocosas sobre ellas. Son auténticos oasis paradisíacos en medio de la selva tropical.

 

Desde tiempos incalculables los cenotes representaban una gran importancia para los mayas.

Par ellos eran un portal que conectaba con el inframundo. Donde merodeaban los antepasados, dioses y las criaturas sobrenaturales.

También era un lugar donde se dirigían para hacer ceremonias y rituales. Se han encontrado auténticos tesoros que fueron antaño ofrendas a los dioses.

Llegar a estas maravillas naturales  nos puede ser un poco complicado ya que se ubican muy adentrados en la selva.

En la mayoría de ellos se puede nadar o bucear en otros se puede cruzar con tirolinas, navegar con kayak, descender con rappel etc, una gran atracción turística.

Otro de los usos a los que últimamente se ha hecho muy popular es para los enamorados, aquí se celebran bodas con rituales maya e incluso sesiones fotográficas bajo el agua con el vestido de novia.